Follow Us

Banksy reaparece en Londres con la mascarilla

Banksy reaparece en Londres con la mascarilla

El enigmático artista urbano Banksy ha vuelto a su actividad callejera. El Metro de Londres ha sido el escenario elegido por el grafitero para recordar a los británicos la importancia del uso de la mascarilla. A través de un vídeo en su cuenta de Instagram, que lleva como título ‘If you don’t mask – you don’t get’ (si no usas la mascarilla, no lo conseguirás) ha dado a conocer su nueva obra.

Banksy reaparece en el metro de Londres

El artista británico Banksy ha realizado varios dibujos en el metro de Londres para reivindicar el uso de la mascarilla. Desde el pasado 15 de junio, el uso de este elemento de protección es obligatorio en el transporte público en la capital británica para frenar la propagación de la COVID-19.

A través de un vídeo en su cuenta de Instagram, se ha podido ver al artista ataviado como un trabajador que va a desinfectar. Con su mono blanco, capucha, mascarilla, gafas y chaleco naranja se hace pasar por un profesional de la desinfección en una estación de metro poco concurrida.

De su bombona, en vez de líquido desinfectante, sale pintura. Así, Banksy recorre el metro londinense con las plantillas de sus ratas. Algunas dispensan desinfectante de manos, otras utilizan las mascarillas como si de un paracaídas se tratase…

Además, el artista deja su sello en las puertas del vagón. Haciendo referencia a la canción ‘Tubthumping’ del grupo británico de rock Chmbawamba, con el que termina su vídeo, utiliza el juego de palabras más conocido del tema. En la pared del metro se puede leer ‘I get lockdown, but I get up again’ (he sido confinado, pero me levanto de nuevo). Esta frase hace referencia a la letra del tema, en la que el estribillo canta ‘I get knocked down (noqueado), but I get up again’.

Conciencia sobre la crisis del coronavirus

No es la primera vez que el artista aparece durante la crisis de la COVID-19. El pasado mes de mayo realizó una obra homenaje a los sanitarios. Esta fue enviada al Hospital General de Southampton, en Inglaterra. Además, el enigmático grafitero también mostró su habitación, llena de sus características ratas.