Follow Us

Monumentos imprescindibles en Burgos

Monumentos imprescindibles en Burgos

Catedral de Burgos

Catedral de Burgos, monumentos imprescindibles de Burgos

la catedral de Burgos es, sin duda, una de las joyas góticas de España. Armonía y belleza a partes iguales en el edificio gótico más emblemático de la ciudad.

No te quedes sólo con su evidente belleza exterior porque dentro guarda auténticos tesoros y muchas sorpresas. Además de la Capilla Mayor y el impresionante Cimborrio, te sorprenderá la Escalera Dorada, la Capilla del Condestable, el Claustro y el Papamoscas. Merece la pena dedicarle un tiempo a visitar con tranquilidad la Catedral.


Arco de Santamaría

Arco de Santamaría, monumentos imprescindibles de Burgos

Se trata de una de las 12 entradas que existían en la antigua ciudad amurallada y ha llegado hasta nuestros días como nueva. Tiene aspecto de castillo y en sus hornacinas alberga las figuras de Carlos V, El Cid y Fernán González, entre otros, presididas en lo alto por la escultura de Santa María. La estampa que forma junto con el Puente de Santa María y el paseo del Espolón es de las más bonitas que puedes ver en la ciudad.


Plaza Mayor

Plaza Mayor, monumentos imprescindibles de Burgos

Elegante, colorida y centro neurálgico de la ciudad. El conjunto arquitectónico que compone la Plaza Mayor es una amalgama de edificios centenarios que forman un pasillo porticado octogonal. Destaca sobre todos ellos la Casa Consistorial de estilo neoclásico. La mejor forma de disfrutar de este lugar es sentarse en alguna de sus numerosas terrazas, contemplar el bullicio o adentrarnos en alguno de sus comercios tradicionales.


Monumento al Cid

monumentosburgos034005.jpg

La figura de nuestro personaje más ilustre, El Cid Campeador, está muy presente por toda la ciudad. En la Plaza que lleva su nombre, atisbando lejanías infinitas, caracolea el Cid sobre Babieca, en el monumento de Juan Cristóbal.

Burgos tenía una deuda secular con su héroe y en 1955 se saldó. El artista nos presenta a don Rodrigo con la capa al viento, la barba florida como una cascada de discursos épicos y la espada señalando un camino de estrellas.


Iglesia de San Nicolás de Bari

San Nicolás de Bari, monumentos imprescindibles de Burgos

Esta iglesia de apariencia humilde es el joyero de una maravilla ojival.

La portada es sencilla y noble, pero las hojas de la puerta revelan una excelente ejecución. La obra se empezó en 1408 y la nave central se atiranta con un arco postgótico, gusto presente en otros detalles de la iglesia.

Francisco de Colonia fué el autor del retablo mayor, sin duda la apoteósis más grandiosa que el arte ha dedicado a San Nicolás de Bari.

Todo es maravilloso en este retablo, verdadero curso de escultura, geometría, fantasía y arquitectura: parece que Colonia hubiera trabajado blanda arcilla y luego, con aliento soberano, la hubiera petrificado. Pocas veces, como aquí, el hombre ha logrado la ensoñación…


Iglesia de San Lemes

Iglesia de San Lesmes, monumentos imprescindibles de Burgos

San Lesmes, santo abad benedictino. Patrono de la ciudad.  La iglesia encierra numerosas obras de arte, como el altar mayor barroco, la capilla de los Salamanca, el púlpito realizado en 1533 por Juan de Salas, considerado el mejor de Burgos, y varios sepulcros góticos y renacentistas.  

En el centro de la nave mayor encontramos el sepulcro de San Lesmes que todos los años, el 30 de Enero, se cubre con los panecillos que los burgaleses le acercan para que los bendiga.


Murallas y Castillo de Burgos

Castillo de Burgos, monumentos imprescindibles de Burgos

Las tropas francesas al huir de la ciudad en el siglo XIX nos dejaron un castillo en ruinas. Aún así, no hay visita turística a Burgos que no pase por el Castillo. Hoy se pueden hacer visitas guiadas a través de sus murallas y galerías subterráneas, y admirar las mejores vistas de la ciudad en el mirador del Castillo. Pasear por algunos tramos de muralla y puertas que aún se conservan es una experiencia inolvidable.


Casa del Cordón

Casa del Cordón, monumentos imprescindibles de Burgos

Es el Palacio de los Condestables de Castilla, llamado popularmente como Casa del Cordón. Este nombre le viene del cordón franciscano que decora la puerta principal. Es tan importante tanto por su bella factura artística como por los hechos históricos que acontecieron en su interior. Y es que en este lugar perdió la vida Felipe El Hermoso y también acogió la recepción Cristobal colón tras su segundo viaje. Pero este palacio estuvo constantemente frecuentado por reyes, imaginad todas las historias que guardan sus muros. Hoy acoge un centro de exposiciones y unas hermosas oficinas bancarias.


Monasterio de las Huelgas

Monumentos imprescindibles en Burgos: Monasterio de las Huelgas

Nos alejamos del Centro Histórico de Burgos para visitar el Monasterio de Santa María la Real de las Huelgas. Este monasterio de monjas cistercienses organiza visitas guiadas todos los días. Sólo por ver los sepulcros reales y los claustros ya habrá merecido la pena el desplazamiento, pero hay mucho más y sólo tienes que descubrirlo. Es realmente bonito.